Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Literatura’ Category

Si has intentado encajar en algún molde y no lo has conseguido probablemente has tenido suerte.
Es posible que seas una exiliada, pero has protegido tu alma… Es peor permanecer en un lugar que no nos corresponde en absoluto, que andar perdidas por algún tiempo, buscando el parentesco psíquico y espiritual que necesitamos.
Jamás es un error buscar lo que una necesita.
Jamás.

Clarissa Pinkola Estés.

Read Full Post »

Hace unos días terminé de leer este libro de Elizabeth Gilbert;  me gustó, pero supongo que lo leí con demasiadas expectativas, porque no me enamoré de la historia .  Sí hay partes preciosas y reflexiones interesantes, pero yo esperaba algo más.

Algunas frases al azar que me gustaron:

  • “Procura mantenerte libre del sufrimiento inútil. Y déjate llevar”.
  • “Cuando tu pasado haya pasado al fin, déjalo ir. Ahora puedes empezar a vivir el resto de tu vida. Déjate llevar”
  • ¿Has aprendido a sonreír hasta con el hígado?
  • “El hombre sabio siempre se parece a sí mismo”.

Recién ahora me animé a ver el trailer de la película protagonizada por Julia Roberts (y pronta a estrenarse  aquí en Argentina)

A mí me choca al principio ver que las caras de los personajes, los paisajes, que nada o poco tienen que ver con el universo que me había imaginado mientras leía, pero ya luego me acostumbro. El trailer es muy atractivo. Habrá que verla…

Read Full Post »

Hoy es 2 de abril, y como cada año no puedo dejar de releerlo y ahora escucharlo:

Read Full Post »

Lost

Durante mucho tiempo mi hermano me había insistido y recomendado que la viera, pero nunca le presté atención, sino hasta hace unos pocos meses, que me prestó los dvd de la primer temporada; y ya no pude parar de verlas todas en unos pocos meses:  la 2,  la 3, la 4, y acabo de terminar la 5.

Por qué me gusta:

  • Porque nada tiene que ver con la típica historia de náufragos en una isla desierta
  • Porque se nota el sello de su creador  J.J. Abrams, el mismo que creó Felicity (serie que amaba); el mundo emocional de sus personajes son siempre más que interesantes.
  • Por la constante referencia y presencia de libros espectaculares. (Los productores y también autores Carlton Cuse y Damon Lindelof son verdaderos expertos en literatura y saben aprovechar ese conocimiento para enriquecer la serie.)
  • Por la música de orquesta, por la fotografía, y por la historia en sí misma de este grupo de personas que  buscan  la redención en sus vidas.

Ayer ví la promo española de la temporada 6, y me encantó, refiere al poema “Rubaiyat”, que fue escrito por Omar Khayyam en el año 1120. (La canción que suena de fondo es “Everything In Its Right Place” de Radiohead).

Pero quien a mí me vino a la cabeza, ahora al ver este video, y ya varias veces antes mientras veía la serie, es Jorge Luis Borges y su poema “Ajedrez”.

AJEDREZ

I
En su grave rincón, los jugadores
rigen las lentas piezas. El tablero
los demora hasta el alba en su severo
ámbito en que se odian dos colores.

Adentro irradian mágicos rigores
las formas: torre homérica, ligero
caballo, armada reina, rey postrero,
oblicuo alfil y peones agresores.

Cuando los jugadores se hayan ido,
cuando el tiempo los haya consumido,
ciertamente no habrá cesado el rito.

En el Oriente se encendió esta guerra
cuyo anfiteatro es hoy toda la tierra.
Como el otro, este juego es infinito.

II

Tenue rey, sesgo alfil, encarnizada
reina, torre directa y peón ladino
sobre lo negro y blanco del camino
buscan y libran su batalla armada.

No saben que la mano señalada
del jugador gobierna su destino,
no saben que un rigor adamantino
sujeta su albedrío y su jornada.

También el jugador es prisionero
(la sentencia es de Omar) de otro tablero
de negras noches y blancos días.

Dios mueve al jugador, y éste, la pieza.
¿Qué Dios detrás de Dios la trama empieza
de polvo y tiempo y sueño y agonías?

Jorge Luis Borges


Read Full Post »

El Jane Austen Festival comienza este viernes, en Bath, Inglaterra, e introduce a los visitantes en el mundo de la autora de Orgullo y Prejuicio. El evento que permite decodificar toda una época, refleja el renovado interés por la escritora.

DURANTE LOS DIAS DEL FESTIVAL podrán verse los escenarios que inspiraron, entre otros Persuasión y La abadía de Northanger.

Artículo Revista Ñ. 17 de septiembre 2009. Por Rosario Sgueglia.

Largas y encumbradas conversaciones, hombres introspectivos, villanos, heroínas cultas e inteligentes, antiguos modismos, carrozas y noches de gala. Jane Austen es todo eso y mucho más. Un mundo literario que parecía destinado a jóvenes lectoras románticas y que hace pocas décadas estaba relegado de los ambientes académicos. Sin embargo y afortunadamente, desde hace años que las obras de la escritora inglesa se pusieron otra vez de moda y suscitaron un renovado interés que trasciende a la crítica. Prueba de esa afirmación es el Jane Austen Festival que durante septiembre recorrerá la vida de la autora, acogerá puestas de sus novelas y reconstruirá las costumbres de la época que precedió al reinado de Victoria.

El festival quedará inaugurado oficialmente este viernes. Claire Harman, la famosa biógrafa que aprovechará para presentar su esperado Jane’s Fame (La fama de Jane). El libro reflexiona sobre la creciente popularidad de Jane Austen y su influencia en la cultura británica. Bocadillos y copas de vino animarán la primera velada, durante la que veteranos y principiantes del festival tendrán la ocasión de conocerse y estudiar el programa de actividades.

El sábado, en las termas romanas de Bath, se unirán centenares de personas vestidas de época para luego desfilar por la ciudad y reunirse en la plaza central. Allí la multitud jugará al lanzamiento de discos, comprará artesanías locales y podrá leerse la mano, de la misma forma que se hacía a principios del siglo XIX.

Para conocer Bath o algo más sobre la autora, habrá distintas caminatas guiadas por la ciudad donde vivió una de las escritoras más vendidas de todos los tiempos. Allí podrán verse los escenarios que inspiraron, por ejemplo Persuasión y La abadía de Northanger.

Por la noche, en cambio, habrá lugar para una adaptación escénica de Lady Susan, que narrará la historia de la mujer que busca marido para sí y para su hija. Será también la noche del estreno para la pieza del Regency Rejects.

El domingo habrá dos actividades vitales para terminar de comprender la regencia de la dinastía de Hannover que le tocó vivir a Austen: la comida y el baile. El lunes, en cambio, volverán las caminatas guiadas por Bath con el agregado de cantos gregorianos en la iglesia de St Swithin’s, donde los padres de la autores se casaron. Sin embargo, el plato fuerte del día acaso sean la modista y la artesana que explicarán detenidamente la estética de la época.

Ver y tocar con las manos los lugares que tanto le significaron a un escritor quizás sean la mejor forma para terminar de conocerlo. Justamente por eso la visita a Chawton House y a la cabaña Austen, son una oportunidad única para interpelar a la autora de Emma.

Chawton House, era propiedad del hermano de Jane, Edward y ahora funciona desde hace muchos años como una biblioteca de literatura femenina. Austen vivió en la cabaña que se enseña en el tour hasta su muerte en 1817.

El próximo miércoles habrá además talleres de escritura dictados por el escritor local Kevan Manwaring.

Entre personajes y recuerdos

Uno de los personajes más amados por el público femenino es el de Mr. Darcy –personaje emblemático de Orgullo y prejuicio– también será de la partida. “Desvistiendo a Mr Darcy” es el nombre de uno de los talleres sobra moda masculina durante el reinado de los Hannover tendrá lugar el viernes 25 de septiembre.

En 1799 Jane visitó Bath y alojó a su hermano en la casa de Queen Square. El 26 de septiembre, por primera vez, se podrá visitar y apreciar la carta que Jane escribió a su hermana Casandra.

Conciertos de arpas y más adaptaciones teatrales cerrarán el Festival sobre la autora. Todas las actividades servirán para reafirmar la certeza de que Jane Austen no es una autora más; es la mejor.

(c) La Repubblica y Clarín


Austen Básico
Steventon, Gran Bretaña, 1775-Winchester, 1817) Novelista británica.

Su padre, un clérigo protestante, era rector de la parroquia de Steventon. Séptima hija de una familia de ocho hermanos, su padre se encargó personalmente de su educación. En 1801, los Austen se trasladaron a Bath y, tras la muerte del cabeza de familia, en 1805, primero a Southampton y luego a Chawton, un pueblo de Hampshire, donde la escritora redactó la mayoría de sus novelas. La suya fue una vida sin grandes acontecimientos, apenas sin nada que turbara la placidez de una existencia pequeñoburguesa y provinciana; sólo muy de tarde en tarde realizaba algún que otro viaje a Londres. Tampoco llegó a contraer matrimonio.

Apacible, sereno y equilibrado es también su modo de novelar, la minuciosa y sutil ironía con que describe el ambiente que la rodea, el de la alta clase rural del sur de Inglaterra. La intriga narrativa suele ser de poca importancia, por lo que el interés de sus obras reside en los diferentes matices psicológicos de sus personajes, interpretados con gran agudeza, y en la descripción amable y comprensiva, pero no carente de maliciosa ironía, del ambiente social en que sitúa sus criaturas, que no es otro que el suyo propio, el de la burguesía acomodada.

Las seis novelas que escribió conviene agruparlas en dos períodos diferentes. Durante el primero vieron la luz una serie de títulos, algunos de los cuales tardaron más de quince años en ser editados. Éste fue el caso de Orgullo y prejuicio (Pride and prejudice), considerada la mejor de sus novelas, cuya redacción emprendió el año 1796, aunque no se publicaría hasta 1813. En ella, Austen relata la historia de las cinco hermanas Bennet y las tribulaciones de sus respectivos amoríos. También son de este período Sentido y sensibilidad (Sense and sensibility, 1811), centrada otra vez en la historia de dos hermanas y sus asuntos amorosos, caracterizada por su realismo, y La abadía de Northanger (Northanger Abbey, 1818), una especie de parodia sobre la novela gótica, tan en boga a finales del siglo XVIII.
(extraído de biografías y vidas.com)

(Ani) – Si por mi fuera, ya estaría haciendo las valijas para participar de este Festival! Qué belleza!

Read Full Post »

Hoy 2 de abril, en un nuevo aniversario del inicio de la guerra de Malvinas, les comparto este poema de Jorge Luis Borges, en el cual sintetiza lo absurdo de los nacionalismos y de las guerras.

A pesar de que muchos opinan que no pertenece a sus mejores producciones literarias, a mí siempre me ha parecido un texto bellísimo.

Juan López y John Ward

Les tocó en suerte una época extraña.
El planeta había sido parcelado en distintos países,
cada uno provisto de lealtades,
de queridas memorias,
de un pasado sin duda heroico,
de derechos,
de agravios,
de una mitología peculiar,
de próceres de bronce,
de aniversarios,
de demagogos y de símbolos.
Esa división, cara a los cartógrafos, auspiciaba las guerras.
López había nacido en la ciudad junto al río inmóvil;
Ward, en las afueras de la ciudad por la que caminó Father Brown.
Había estudiado castellano para leer el Quijote.
El otro profesaba el amor de Conrad,
que le había sido revelado en una aula de la calle Viamonte.
Hubieran sido amigos, pero se vieron una sola vez cara a cara,
en unas islas demasiado famosas,
y cada uno de los dos fue Caín,
y cada uno, Abel.
Los enterraron juntos.
La nieve y la corrupción los conocen.
El hecho que refiero pasó en un tiempo que no podemos entender.

Read Full Post »

Me ha parecido tan interesante y hermoso el homenaje realizado a Julio Cortázar en plena ciudad de Buenos Aires, que no podía dejar de incluir el reporte aquí. (El artículo pertenece al Diario Crítica Digital. Domingo 22 de marzo de 2009).

Cientos de personas jugaron a la rayuela este sábado a la tarde en la avenida 9 de Julio, en la instalación urbana realizada por la artista plástica Marta Minujín, en homenaje a los 25 años de la muerte de Julio Cortázar.

La blonda artista, en un estridente overol dorado y con sus infaltables gafas de sol puestas, oficiaba de directora de su obra, con un megáfono en la mano, dando directivas a los asistentes y arengando al público al grito de “jueguen, jueguen, entren todos a este paraíso”.

Para entrar a jugar, a modo de contraseña, era necesario llevar un libro del autor homenajeado o al menos, su nombre escrito en un papel, y así intentar llegar de la tierra al cielo, mientras grupos de saxofonistas se paseaban entonando melodías de Charlie Parker, de quien Cortázar era fanático declarado.

Más de cien rayuelas de colores fluorescentes de ocho metros de largo por dos inundaron la avenida más ancha, entre Perón y Bartolomé Mitre, donde se interrumpió el tránsito durante una hora para que grupos de amigos, familias y curiosos se acercaran a saltar en este juego, en un clima distendido y festivo.

974170

Varias mujeres vestidas de overol blanco con pelucas rubias y anteojos negros, como “falsas” Minujín, se paseaban ordenando el juego que se llamó “Rayuelarte”, a la vez que decenas de asistentes del Ministerio de Cultura porteño (organizador del homenaje) sostenían pancartas de estridentes colores con diversas frases alusivas al juego.

ray_ok_1

“Este suceder es único”, “Conocimiento es una cosa y entendimiento es otra”, “Fluo, fluo, fluo”, “Juguemos y rompamos la monotonía”, “Este suceder es eterno”, “Vivamos el poder de las imágenes al formar realidades”, “Esta instalación en movimiento sacude nuestra imaginación” y “Usted está viviendo en arte”, rezaban las coloridas leyendas.

“Estoy feliz, esto es una maravilla total, es un acto poético increíble, no ocurre en ninguna parte del mundo algo igual, es una obra de arte que junta todas las artes, un homenaje, un color, es juego, es maravilla”, dijo Minujín a Télam, mientras caminaba de una punta a la otra, ordenando su gran obra.


“íEs una maravilla!” repetía la artista: “Mirá lo que es la 9 de julio cortada para esto”.
A los asistentes, se les repartían volantes con las indicaciones para jugar donde anunciaba que el objetivo era “llegar al cielo”, el premio, “una piedra mágica realizada y firmada por Minujin” y “¿Quién pierde?: nadie que crea que todo puede ser más bello. Nadie que quiera divertirse. Nadie que recupere un poquito de infancia”.

Para el final, con un gran aplauso, muchos aprovechaban para sacarse una foto con la artista, los organizadores comenzaban a despegar las rayuelas del pavimento, y decenas de personas se alejaban con su “piedra mágica” de telgopor pintada debajo del brazo, mientras alguien del público recordaba con nostalgia : “nosotros jugábamos con los chicos del barrio”.-

Read Full Post »

Older Posts »